¿Puede un acuerdo de correo electrónico ser un contrato vinculante?

{h1}

Gran parte de los negocios de hoy se realizan a través del correo electrónico y es posible vincularse a un contrato a través del correo electrónico, ya sea de forma deliberada o involuntaria.

Gran parte de los negocios de hoy se realizan por correo electrónico, y es posible vincularse a un contrato a través del correo electrónico, ya sea de forma deliberada o involuntaria.

Si un correo electrónico o una cadena de correos electrónicos indica claramente una oferta para celebrar un acuerdo con todos los términos importantes y la otra parte responde por correo electrónico aceptando los términos, entonces hay una buena probabilidad de que se haya firmado un contrato válido. Formado - aunque no se hayan intercambiado firmas. Así que ten cuidado. Si todo lo que pretende es negociar los problemas que conducen a un contrato formal por escrito y firmado aceptado por ambas partes, asegúrese de decirlo en sus correos electrónicos.

Además, en junio de 2000, el presidente Clinton firmó la Ley de firmas electrónicas en el comercio mundial y nacional, que establece una norma nacional única para el uso de firmas electrónicas en contratos y otros acuerdos legales. La ley permite a las empresas enviar copias de documentos firmados electrónicamente y almacenar copias archivadas de estos documentos en formato electrónico. Aunque hay ciertas excepciones, muchas transacciones comerciales de rutina están cubiertas por esta ley. La ley permite incluso la notarización electrónica de documentos legales.

La consecuencia más importante es el hecho de que los consumidores ahora pueden "firmar" contratos a través de la Web simplemente presionando un botón, haciendo clic en un enlace o completando alguna otra acción simple. Esto significa que dos partes pueden negociar, firmar e intercambiar copias de un contrato sin tener que reunirse cara a cara, firmar un documento físico o producir una copia impresa de un acuerdo. Y, en lo que concierne a la ley, tal acuerdo puede ser tan válido como un acuerdo escrito con firmas reales.

La ley especifica una lista de documentos que no se pueden firmar electrónicamente, incluidos: testamentos, fideicomisos y patrimonios; matrimonios, divorcios, adopciones y otros acuerdos familiares; documentos judiciales y presentaciones; terminaciones de servicios públicos; desalojos, ejecuciones hipotecarias y avisos de recuperación; avisos de terminación de seguros de vida y salud; y documentos referentes al manejo o transporte de materiales peligrosos. Las leyes estatales también pueden exigir que ciertos tipos de contratos, como los acuerdos de compra de bienes raíces, deban ser por escrito y firmados por las partes.


Vídeo: ¡SOLUCION 100%!


Es.HowToMintMoney.com
Reservados Todos Los Derechos!
Reimpresión De Los Materiales Es Posible Con Referencia A La Fuente - Página Web: Es.HowToMintMoney.com

© 2012–2019 Es.HowToMintMoney.com