No tienes que ser el mejor. Sólo sé muy, muy bien.

{h1}

Con demasiada frecuencia, escuchamos que las personas que nos dicen el camino hacia el éxito empresarial son los mejores en nuestra industria. Nuestra cultura se centra en ser el número uno, a veces a toda costa. Tengo que discrepar con esto. Para tener éxito, no tenemos que ser los mejores. De hecho, el concepto de "número uno" ni siquiera debería estar en nuestro cerebro. Ocupa un valioso espacio mental que podría aprovecharse mejor. Pero, hagas lo que hagas, debes esforzarte por ser muy, muy bueno. Si tienes una pasión por tu negocio, ser muy bueno debería ser fácil. Usted está

Con demasiada frecuencia, escuchamos que las personas que nos dicen el camino hacia el éxito empresarial son los mejores en nuestra industria. Nuestra cultura se centra en ser el número uno, a veces a toda costa.

Tengo que discrepar con esto.

Para tener éxito, no tenemos que ser los mejores. De hecho, el concepto de "número uno" ni siquiera debería estar en nuestro cerebro. Ocupa un valioso espacio mental que podría aprovecharse mejor.

Pero, hagas lo que hagas, debes esforzarte por ser muy, muy bueno.

Si tienes una pasión por tu negocio, ser muy bueno debería ser fácil. Te motiva automáticamente a ser bueno porque crees en tu trabajo y lo disfrutas.

La mayoría de las personas que se conforman con menos que muy buenas simplemente no están tan entusiasmadas con su trabajo. Y eso nos muestra.

Mira tu negocio desde la perspectiva de tu cliente. Si no está dispuesto a proporcionar un producto o servicio de alta calidad, ¿por qué deberían querer hacer negocios con usted?

Por supuesto, la forma en que defina "muy, muy bien" puede depender de su negocio y de su mercado. Lo que se considera de alta calidad en un mercado puede ser subestándar en otro.

Pero, si estás apasionado y motivado con tu negocio, entonces no debería ser difícil alcanzar un nivel de excelencia, sin importar cuáles sean los estándares.

El éxito en su negocio o carrera depende de muchas cosas.

Pero lo más importante es disfrutar lo que haces tanto que te apasiona. Cuando esto suceda, harás lo que sea necesario para ser muy bueno sin siquiera pensarlo.

Puede tener éxito sin tener una pasión por su trabajo y sin ser extremadamente bueno en lo que hace. Pero encontrarás que es mucho más difícil pelear.

Por lo tanto, antes de gastar mucho tiempo, dinero y energía en la planificación de su próxima estrategia de marketing o ventas, observe qué tan bueno es su negocio. ¿Es tan bueno como puede ser? ¿Hay espacio para mejorar?

Si no estás seguro, pregunta a la gente.

Pregunte a sus empleados, pregunte a sus socios comerciales, pregunte a sus clientes (pasado, presente y potencial), pregunte a sus proveedores y pregunte a sus competidores.

No todos te dirán la verdad. Pero, si pregunta a las personas de todos estos grupos y agrega todas sus respuestas, debe tener una idea bastante clara de cuál es su posición en la escala de calidad.

Si necesita mejorar, entonces piense en maneras en que puede hacerlo.

Una vez que sienta que su empresa está operando a un nivel muy alto de calidad y servicio, verá que su comercialización se vuelve mucho más fácil y mucho más efectiva.

Porque tienes una historia mucho mejor que contar.

Con demasiada frecuencia, escuchamos que las personas que nos dicen el camino hacia el éxito empresarial son los mejores en nuestra industria. Nuestra cultura se centra en ser el número uno, a veces a toda costa.

Tengo que discrepar con esto.

Para tener éxito, no tenemos que ser los mejores. De hecho, el concepto de "número uno" ni siquiera debería estar en nuestro cerebro. Ocupa un valioso espacio mental que podría aprovecharse mejor.

Pero, hagas lo que hagas, debes esforzarte por ser muy, muy bueno.

Si tienes una pasión por tu negocio, ser muy bueno debería ser fácil. Te motiva automáticamente a ser bueno porque crees en tu trabajo y lo disfrutas.

La mayoría de las personas que se conforman con menos que muy buenas simplemente no están tan entusiasmadas con su trabajo. Y eso nos muestra.

Mira tu negocio desde la perspectiva de tu cliente. Si no está dispuesto a proporcionar un producto o servicio de alta calidad, ¿por qué deberían querer hacer negocios con usted?

Por supuesto, la forma en que defina "muy, muy bien" puede depender de su negocio y de su mercado. Lo que se considera de alta calidad en un mercado puede ser subestándar en otro.

Pero, si estás apasionado y motivado con tu negocio, entonces no debería ser difícil alcanzar un nivel de excelencia, sin importar cuáles sean los estándares.

El éxito en su negocio o carrera depende de muchas cosas.

Pero lo más importante es disfrutar lo que haces tanto que te apasiona. Cuando esto suceda, harás lo que sea necesario para ser muy bueno sin siquiera pensarlo.

Puede tener éxito sin tener una pasión por su trabajo y sin ser extremadamente bueno en lo que hace. Pero encontrarás que es mucho más difícil pelear.

Por lo tanto, antes de gastar mucho tiempo, dinero y energía en la planificación de su próxima estrategia de marketing o ventas, observe qué tan bueno es su negocio. ¿Es tan bueno como puede ser? ¿Hay espacio para mejorar?

Si no estás seguro, pregunta a la gente.

Pregunte a sus empleados, pregunte a sus socios comerciales, pregunte a sus clientes (pasado, presente y potencial), pregunte a sus proveedores y pregunte a sus competidores.

No todos te dirán la verdad. Pero, si pregunta a las personas de todos estos grupos y agrega todas sus respuestas, debe tener una idea bastante clara de cuál es su posición en la escala de calidad.

Si necesita mejorar, entonces piense en maneras en que puede hacerlo.

Una vez que sienta que su empresa está operando a un nivel muy alto de calidad y servicio, verá que su comercialización se vuelve mucho más fácil y mucho más efectiva.

Porque tienes una historia mucho mejor que contar.

Con demasiada frecuencia, escuchamos que las personas que nos dicen el camino hacia el éxito empresarial son los mejores en nuestra industria. Nuestra cultura se centra en ser el número uno, a veces a toda costa.

Tengo que discrepar con esto.

Para tener éxito, no tenemos que ser los mejores. De hecho, el concepto de "número uno" ni siquiera debería estar en nuestro cerebro. Ocupa un valioso espacio mental que podría aprovecharse mejor.

Pero, hagas lo que hagas, debes esforzarte por ser muy, muy bueno.

Si tienes una pasión por tu negocio, ser muy bueno debería ser fácil. Te motiva automáticamente a ser bueno porque crees en tu trabajo y lo disfrutas.

La mayoría de las personas que se conforman con menos que muy buenas simplemente no están tan entusiasmadas con su trabajo. Y eso nos muestra.

Mira tu negocio desde la perspectiva de tu cliente. Si no está dispuesto a proporcionar un producto o servicio de alta calidad, ¿por qué deberían querer hacer negocios con usted?

Por supuesto, la forma en que defina "muy, muy bien" puede depender de su negocio y de su mercado. Lo que se considera de alta calidad en un mercado puede ser subestándar en otro.

Pero, si estás apasionado y motivado con tu negocio, entonces no debería ser difícil alcanzar un nivel de excelencia, sin importar cuáles sean los estándares.

El éxito en su negocio o carrera depende de muchas cosas.

Pero lo más importante es disfrutar lo que haces tanto que te apasiona. Cuando esto suceda, harás lo que sea necesario para ser muy bueno sin siquiera pensarlo.

Puede tener éxito sin tener una pasión por su trabajo y sin ser extremadamente bueno en lo que hace. Pero encontrarás que es mucho más difícil pelear.

Por lo tanto, antes de gastar mucho tiempo, dinero y energía en la planificación de su próxima estrategia de marketing o ventas, observe qué tan bueno es su negocio. ¿Es tan bueno como puede ser? ¿Hay espacio para mejorar?

Si no estás seguro, pregunta a la gente.

Pregunte a sus empleados, pregunte a sus socios comerciales, pregunte a sus clientes (pasado, presente y potencial), pregunte a sus proveedores y pregunte a sus competidores.

No todos te dirán la verdad. Pero, si pregunta a las personas de todos estos grupos y agrega todas sus respuestas, debe tener una idea bastante clara de cuál es su posición en la escala de calidad.

Si necesita mejorar, entonces piense en maneras en que puede hacerlo.

Una vez que sienta que su empresa está operando a un nivel muy alto de calidad y servicio, verá que su comercialización se vuelve mucho más fácil y mucho más efectiva.

Porque tienes una historia mucho mejor que contar.


Vídeo: Beto Castillo - De nada (De


Es.HowToMintMoney.com
Reservados Todos Los Derechos!
Reimpresión De Los Materiales Es Posible Con Referencia A La Fuente - Página Web: Es.HowToMintMoney.com

© 2012–2019 Es.HowToMintMoney.com